No podemos seguir destrozándola. No podemos fiarnos en que los gobiernos resuelvan nuestros problemas. Tenemos que hacerlo nosotros mismos.